jueves, 19 de julio de 2012

Encantada III


No aguanto más. En el laberinto de posibles encuentros me choco con todos aquellos que en otra ocasión debería saludar pero necesito seguir caminando ya que una parada podría plasmar un lago en semejante  senda de mármol. Debo desviar mis pensamientos que continuamente me brindan imágenes de retretes danzantes y  manantiales celestiales  sin embargo con la  escucha del alegre lacayo que limpia la empalizada del castillo  es imposible, ya que logra recrear constantemente mi ferviente deseo a través de su conducto acuoso. Falta poco. Al pasar por el espejo sonrío adelantándome a la pronta satisfacción. Llego, cierro la puerta, observo con detenimiento el cubículo, escucho los aullidos lejanos del dragón, temo, sé que alguien se acerca. No puedo. La próxima  no beberé la pócima tan rápido.

_________________

Encantada I - Encantada II

21 comentarios:

  1. Me gustó cómo fuiste llevando este relato y el final es sorprendente.
    Me gustó, sí señor.
    Un abrazo.
    HD

    ResponderEliminar
  2. A mí me hiciste acordar a los cadáveres exquisitos que solíamos jugar con mis amigas. Tienen una magia particular...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cadáveres exquisitos! Me encanta aprovechar ese juego de los surrealistas!

      Eliminar
  3. el lago,los retretes danzantes,los manantiales celestiales,¿la manguera del lacayo?,la pócima...y no hiciste pis?! (¿Es correcto?)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La manguera del lacayo???? jajaj

      Eliminar
    2. Muy bien, Sol! Vos sí que me conocés!!
      (sí,estaban baldeando la entrada "del palacio" y "la pócima" no era más que agua.)

      Eliminar
  4. Que maleable es la imaginación che. Me gustó mucho. Besoooos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí,Gastmun, y en ciertas situaciones hay que darle rienda suelta!

      Eliminar
  5. Es real? Creo que reina momo dijo lo mismo del mío.... Mmmmm

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. (Ojo Reina.momo, todo lo que usted escriba puede ser utilizado en su contra jajaj)
      Pez! No frecuento palacios,no consumo pócimas,no tengo lacayo (aunque a cada uno de estos elementos imaginarios le corresponde uno real más cotidiano y natural...llegar a mi casa, vecina que baldea, mucha ingesta de líquido.Sí imagino retretes danzantes y manantiales celestiales cuando no puedo aguantar más el pis y todos se me interponen en el camino...jajaj (¿Qué se habrá entendido!?

      Eliminar
  6. Respuestas
    1. ¿Los palacios,los lacayos, las sendas de mármol, los retretes danzantes? ¿Te pueden para qué?, Tom

      Eliminar
    2. Para vivir en un mundo de fantasia, acaso no esta bueno? Total si me canso de los retretes danzantes, de los lacayos o lo que fuere... vuelvo a la realidad.

      Eliminar
    3. ¿Será el mismo mundo de fantasía que propongo yo ? Nunca es tan fácil volver. Siempre hay una serie de obstáculos que se deben superar como el que te tilden de "loco idealista".

      Eliminar
  7. Menudo ritmo más rápido para esta entrada! Me ha encantado tu pócima apresurada.
    Besos

    ResponderEliminar